viernes, 24 oct 2014

Última actualización:01:32:23 AM GMT

    

La Voz de Conneticut

    
Banner
jSharing - JA Teline III

Varios aspiran al puesto de DeStefano

New Haven.- Ya hay tres personas quienes están trabajando “seriamente” para posibles campañas para alcalde en el otoño próximo. Y solo estamos a 12 de noviembre. El último en ingresar ha sido Justin Elicker, concejal de East Rock.

Elicker, ha estado haciendo la ronda en los equipos de administración y conduciendo reuniones cara-a-cara con gente de toda la ciudad, mientras explora la posibilidad de aspirar para alcalde contra el titular John DeStefano, con 10 períodos en el cargo, quien también ha comenzado a hacer campaña.

Elicker, un consultor del medio ambiente de 37 años (“Yo ayudo a las compañías a convertirse en más ecológicas”), está en su segundo período como concejal. Ha asumido posiciones contrarias a  la administración de la ciudad y ante la Junta de Concejales apoyada por la mayoría laboral.  Eso le proporciona un manto “independiente” desde el cual aspirar.  Esto significa también que debe ensamblar una base de caza-votos de la nada sin ningún apoyo institucional inicial de importancia.

“Yo considero que DeStefano ha sido un buen alcalde. Pero tenemos una gran ciudad. Yo creo que merecemos un alcalde que involucre más a la gente y que tenga un dialogo público significativo, que no venga a última hora buscando la aprobación popular, dijo este el lunes durante una conversación con el Independent.

Un ejemplo que citó: El diseño del proyecto de $140 millones “Downtown Crossing” rellenando parte de la conexión de la Ruta 34 con una torre de oficinas de 10 pisos de orientación biomédica.  La ciudad ha celebrado docenas de reuniones públicas sobre el proyecto.  Pero los nuevos proponentes de urbanismo y ciclismo sienten que los funcionarios ignoraron su aporte y terminaron repitiendo los errores de la era de renovación urbana de las décadas de los 50 y 60, en el diseño de las calles de la parte baja de la ciudad para carros a expensas de la comunidad

El lunes DeStefano llamó “confusa”   la crítica de Elicker.

“Hubo más de 50 reuniones, una muy animada discusión, discusión muy ajustada al tema”, dijo DeStefano. “No es una crítica de sustancia, de ¡Caray!, ¿y tiene sentido eliminar esa autopista?  ¿Tiene sentido traer un empleador con cientos de empleos y millones de dólares en impuestos?. Se convierte en “La gente no estaba involucrada’, cuando la gente esta increíblemente involucrada. No habrá sido para la satisfacción de todo el mundo. Pero sugerir que no hubo bastante involucramiento es una observación desafortunada y poco sincera.

Elicker ha estado hablando también en contra de la deuda de la ciudad.  Él se unió al concejal Jorge Pérez y otros durante una reunión reciente del Comité de Finanzas para sostener un nuevo plan para tomar prestado dinero hasta que los concejales tengan más respuestas sobre una estrategia financiera a largo plazo.

Otro aspirante, Gary Holder-Winfield—quien venció a la maquinaria de City Hall para ganar una posición en la legislatura estatal—piensa decidir para fines de enero si toma nuevamente esa disminuida maquinaria para aspirar a alcalde.

Si lo hace, la próxima campaña para la alcaldía incluirá un debate sobre la reforma escolar. “Si aspiro, no seré una de esas personas diciendo que el alcalde no ha hecho nada. Ha hecho algunas cosas buenas”, dijo Holdre-Winfield. “Es difícil para [la administración de DeStefano] escuchar a la gente. Ellos se desconectan más de lo que debieran”.

Holder-Winfield (en la foto en el Capitolio) dijo el domingo durante una entrevista que tiene planeado en el próximo mes, crear un comité formal exploratorio para ponderar si aspira a alcalde en el 2013. Entonces, luego de consultar con mucha gente, tomará una decisión para fines de enero.

Holder-Winfield ha estado consultando activamente a gente en la comunidad sobre una posible aspiración, como lo reportara el sábado Shahid Abdul-Karim del Register.

Él ganó su primer período en la legislatura en el 2008 al ensamblar una coalición de base para enfrentar a un partidario del equipo del alcalde señalado de dedo. Ese año la alcaldía controlaba la operación de sacar-el-voto del partido Demócrata; eso ha cambiado, aunque la administración de DeStefano retiene una poderosa operación de recaudación de fondos dependiente de contratistas y empleados de la ciudad.

Durante su primer período como representante del estado, Holder-Winfield convenció a sus colegas en Hartford para que aprobaran una ley declarando ilegal la pena de muerte. Un gobernador Republicano vetó el proyecto.  Entonces un Demócrata se convirtió en gobernador, a quien Holder-Winfield había apoyado antes de manera prominente, y ese gobernador firmó la ley declarando ilegal la pena.

Holder-Winfield co-auspició también una ley de reforma escolar que estableció “concejos de gobernabilidad’ de maestros y padres con poder real para ayudar a cambiar las escuelas fallidas, una ley que New Haven resistió.  Una revisión estatal encontró a la ciudad en franco desafío de la ley, la cual otorgaría a los padres y los maestros más derecho del que tienen ahora a opinar en los débiles concejos asesores de New Haven.

Al igual que Holder-Winfield, Elicker criticó también la campaña para la reforma escolar por fallar en incluir más a los padres.

El alcalde DeStefano destacó que cientos de padres asistieron recientemente a un día de “Parent University” en Gateway Community College.

“Es muy bueno que cientos de personas se apersonaron a una Parent University. Pero si les pregunta a los padres con quienes he estado hablando, ellos dirán que sienten que se les ha preguntado, entonces reciben ese aporte, no sucede con frecuencia”, dijo Elicker.

Elicker, Holder-Winfield y DeStefano son todos Demócratas.  Todos son funcionarios electos en New Haven (excepto el registrador de votantes Republicano, la cual es una posición reservada para ese partido). La última vez que New Haven eligió a un alcalde no Demócrata fue en el 1951. Generalmente, en New Haven la primaria Demócrata decide de manera no oficial quien ocupara la posición.

Elicker prometió que si aspira a alcalde, participará en el sistema “elecciones limpias” de financiamiento público de New Haven (conocido como “El Fondo Democracia”). Ello significa que él limitara cuánto dinero recaude de contribuyentes individuales, y de dónde lo recauda, a cambio de fondos de contrapartida.

Contactado el lunes, Holder-Winfield dijo que “honestamente” no ha considerado aún  la cuestión. “En la legislatura yo fui un gran proponente de ello. No tengo razón para cambiar mi posición”, dijo. “A menos que el sistema esté completamente quebrantado, no sé porqué no habría de participar”.

DeStefano, quien presionó para crear el sistema, se retiró del mismo en la campaña del 2011, y no participará en este ciclo tampoco. Esto le permitió gastar más que su rival (14-1) en 2011.


blog comments powered by Disqus