En vivo LIVE

Publicidad

Columnistas

Donald Trump abre fuego contra Qatar cuando se busca una mediación al conflicto

Share on print
Print
Share on email
Email
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

AGENCIAS.- El presidente estadounidense Donald Trump ha entrado en escena este martes para abrir fuego contra Qatar un día después de la ruptura de relaciones diplomáticas anunciada por Arabia Saudí, Emiratos Árabes Unidos, Báhrein y Egipto y justo cuando Kuwait trata de lanzar una mediación para rebajar una tensión sin precedentes en los 36 años de historia del Consejo de Cooperación del Golfo.

El republicano se ha alineado completamente con el aislamiento al que Arabia Saudí ha decidido someter a Qatar en unas breve pero contundentes declaraciones difundidas en su cuenta de Twitter. “Durante mi reciente viaje a Oriente Medio declaré que no se puede seguir financiando el ideario radical. Los líderes apuntaron hacia Qatar. ¡Miren!”, ha señalado el magnate a golpe de 140 caracteres.

“Muy bueno ver que la visita a Arabia Saudí con el rey y otros cincuenta países está dando ya sus frutos. Dijeron que adoptarían una línea dura contra la financiación del extremismo y todo apuntaba hacia Qatar. ¡Ojalá sea éste el principio del fin del horror del terrorismo!”, ha añadido en dos tuits posteriores ahondando el cerrado apoyo que hace dos semanas ofreció al régimen saudí y sus intereses en la región durante su estancia en Riad.

La clara toma de posición de Trump en la trifulca que libran saudíes y qataríes -con políticas exteriores enfrentadas- destruye la neutralidad que ayer trató de dibujar su secretario de Estado estadounidense Rex Tillerson. “Instamos a las partes en liza a que se sienten juntos y aborden estas diferencias”, deslizó desde Sidney en un intento de rebajar la tensión dinamitado hoy por su jefe.

Por su parte, el portavoz del Pentágono, Jeff Davis, elogió hoy a Qatar por albergar a las fuerzas estadounidenses y su “compromiso duradero con la seguridad regional”, siguiendo un mensaje de tranquilidad, según informa Reuters, horas después de los comunicados vía Twitter del presidente Trump. Además, se negó a responder una pregunta sobre si Qatar apoyaba el terrorismo, acusación hecha por los estados árabes, diciendo: “No soy la persona adecuada para responder a eso. Los considero un anfitrión muy importante de nuestra base en Doha”.

Doha alberga una base militar estadounidense, donde está desplegado el mayor contingente de soldados estadounidenses en la península arábiga y desde donde parten los aviones de combate que han bombardeado posiciones del IS (Estado Islámico, por sus siglas en inglés) en los confines del califato declarado a caballo de Siria e Irak.

El efecto de la llegada a la Casablanca de Trump es una de las claves que explican el órdago lanzado por la monarquía saudí contra su vecino Qatar, un emirato con el que ha tenido continuos desencuentros a propósito de su postura más abierta hacia Irán -con el que comparte un importante yacimiento de gas-; el papel de su televisión Al Yazira en la cobertura de las revueltas árabes que estallaron en 2011 y su apoyo a los Hermanos Musulmanes, un movimiento islamista no violento que aboga por la participación política al que las monarquías del Golfo observan como un enemigo del ‘statu quo’.

“El movimiento es posible porque hay mayor firmeza entre saudíes y emiratíes y están envalentonados con Trump y su Administración”, reconoce a EL MUNDO el politólogo James Dorsey. Durante su periplo saudí, el presidente estadounidense se escoró por completo hacia las posiciones saudíes frente a Irán alimentando las aspiraciones de Salman y su corte. “Ninguna discusión sobre la erradicación de esta amenaza estaría completa si no mencionara al Gobierno que proporciona a los terroristas el puerto seguro, el respaldo financiero y la coyuntura social necesaria para el reclutamiento. Un régimen que es responsable de mucha de la inestabilidad que vive la región. Hablo, por supuesto, de Irán”, declaró el empresario.

“Del Líbano a Irak o Yemen, Irán financia, arma y entrena a terroristas, milicias y otros grupos extremistas que provocan destrucción y caos en toda la región. Durante décadas, Irán ha alimentado las llamas del conflicto sectario y el terror. Es un Gobierno que habla abiertamente de asesinatos en masa, que promete destruir Israel y la muerte de América y amenaza con la ruina a muchos de los líderes y naciones presentes en esta sala”, añadió el estadounidense.

Sus palabras, que son combustible a la hoguera que prende en la península Arábiga, se produce cuando Kuwait ha iniciado este martes un incierto intento de mediación para evitar una escalada que ha supuesto el cierre del espacio aéreo de los vecinos de Qatar y amenaza con causar perjuicios económicos a las partes en liza. El emir de Kuwait, Sabah al Ahmad al Jaber al Sabah, viaja este martes a Arabia Saudí para arrancar los contactos.

Qatar ha asegurado este martes que está abierta al diálogo un día después de denunciar la campaña mediática contra su emirato y tildar de “injustificadas” las medidas adoptadas por sus vecinos para forzar un cambio de su política. A petición de su homólogo kuwaití, el emir qatarí ha cancelado un discurso previsto para este martes en un intento de calmar las aguas. ElMundo.es

 

103.5 FM - La Voz Radio

DEJAME ARTE, La Caricatura de Reinaldo

Siguenos

Cerca de 270 ballenas piloto se han quedado varadas en las costas de Tasmania, en Australia, y un grupo de rescatadores han iniciado una carrera contra reloj para salvarlas..

Te puede interesar Noticias Relacionadas

La Voz Hispana TV

Scroll to Top