En vivo LIVE

Publicidad

Columnistas

“Tratan mal a mi padre que está viejito”, por La Tia Julia

Share on print
Print
Share on email
Email
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

Querida tía Julia,  Mi pai tiene 96 años y todavía se defiende de lo más bien y hasta es medio enamorao.  Sin embargo mis hijos se ríen de él haciendo chistes inapropiados.  Estos manganzones se creen que nunca llegarán a su edad como sucede con muchos muchachos y muchachas que no les ayudan ni saludan cuando van a los malls ni les muestran respeto.  Como decía mi profesora, los padres quizás no tengan universidá ni dotorado, pero tienen la experiencia de la vida.

  En mi pueblo de Corozal se respeta a los viejitos y viejitas y se les pide que cuenten historias del pasado que ellos recuerden.  Hay otros que son veteranos y que se fajaron en Corea y Vietnam.  Ellos podrían explicarle mejor a la juventud lo malo que es la guerra y como llegan los soldados cuando les dan de baja.

  El otro día me ofusqué porque uno de mis hijos contó este “chiste” frente a sus hermanos y amigos.  Según el, un viejito llamó a la policía porque le habían robado el guía, la radio, el toca CD, la palanca de cambios y el espejo retrovisor.  Cuando llegó el guardia y examinó el vehículo le dijo: “pero Tata es que se sentó en el asiento de atrás.”

  Todos estos tipos se mataban de la risa y aunque papá se reía con la risa del payaso, noté que esas cosas le trabajan y después en su cuarto estaba triste ya que es viudo.  El otro día Juliado, mi hijo menor le preguntó a papá si todavía canta como solista ya que tenía una muy buena voz cuando joven e interpretaba temas de Bobby Capo incluida la hermosa canción “Y llorando me dormí.”

  Mi papito le respondió que ya no porque tiene asma.  Enseguida Juliado le dijo “¿y cómo a mí me dijeron que usted tata cantaba en un trio? Usted canta y dos le afirman para que no se vaya de espalda.”  Tía, no me pude contener y allí mismo le metí una gaznatá en lo que es hocico para que aprendiera.  Juliado tuvo el descaro de gritarme que me iba a reportar a DCF de New Britain y yo fui la que llamé.  Vinieron unas muchachas y les conté lo que había pasado.  Hablaron en privado con el manganzón quien aceptó su responsabilidad, pero salió con la cosa esta de que eran solamente bromas.

  A mí me visitarán nuevamente y me dijeron que cuando Juliado se porte mal, que las llame a ellas porque lo que hace es abusar emocionalmente de un adulto mayor.  ¡Ah! también les dije a las social workers que a veces le decían a mi pai “Don Q.”

  Tía, me preocupa mucho demasiado lo que está sucediendo con los adultos mayores a quienes muchos no respetan y les hacen pasar bochornos lo que les sube la presión arterial.  En casas de mis vecinas tienen a estos viejitos cuidando los nenes de muchachas a las que les gusta fabricar babys y no saben cambiar un pamper.  ¿Porqué una abuela tiene que cuidar los nietos y no descansar tranquila?

  Podría usted y el señor Gracia hacer una campaña que haga se respete al adulto mayor.  Yo no sé qué edad tiene él o usted, pero me parece que les pueden hacer más caso.

  Una trabajadora social me decía que en algunas casas no le recuerdan a los viejitos que tienen que tomar agüita ni les ayudan a organizar las píldoras.  Mi pai se está tomando 12 y se las tengo guardadas en unas cajitas plásticas, pero yo soy la que se las administro.  Lo peor de todos es que mi esposo se ríe de las bromas y dice que son cosas de muchachos, pero yo le contradigo y así comienzan las discusiones.

  Por favor publiquen esta carta ya que como a ustedes los leen mucho, la gente aprende y protege a los viejitos y no puede olvidarme de los que sufrieron tanto con las inundaciones en Houston, Tejas.

Matilde


Respuesta

Mati, es triste conocer la situación de tu papá hostigado y acosado por tus hijos a través de sobrenombres y pullas baratas.  Esto de decirle “Don Q” a un adulto mayor es algo inaceptable y quien lo haga es un o una sinvergüenza, irrespetuoso, irreverente, desconsiderado o desconsiderada, insolente, grosero e impertinente.

  Sin embargo has estado defendiéndolo de los manganzones y mequetrefes de tus hijos que en nada se parecen a ti.  Lo de la bofetada en la boca estuvo de más, pero la intervención de DCF es buena porque así queda un record de lo que está haciendo Juliado y a la larga se le puede dar vuelta la tortilla porque los adultos de la tercera edad tienen también derechos

  Para hacer claridad con respecto a lo que se entiende por una persona de la tercera edad, la respuesta varía, pero en los Estados Unidos se estima que comienza a los 60 años y hasta los 65, edad en que las personas se retiran.  Por otra parte a estas edades los seres humanos comienzan a envejecer, pierden la movilidad, no escuchan ni ven bien, su memoria tiende a decaer, al igual que la dentadura, les falla el equilibrio, y el sistema inmunológico no es ya el mismo.

  Pero uno de los problemas más serios es que el adulto mayor siente y sufre la discriminación.  Una investigación llevada a cabo por una universidad de la región encuestando a 490 adultos mayores, puso en evidencia que estos han sentido que la atención que se les da socialmente, en la familia, hospitales, dentistas, médicos, supermercados y bancos ha disminuido.

  “Siento que no se me toma en cuenta en las fiestas ni nadie habla conmigo,” dijeron varios de ellos.  “La gente nos hace sentir inútiles, que no servimos para nada, porque por estar medios sordos nadie nos habla,  y por las malas maneras con la que nos tratan los menores.

  “Los muchachos me gritaban en la calle “viejo condenao,” y eso me trabajaba aunque yo no les respondía, dijo un encuestado.  Por otro lado, cuando el adulto mayor comienza a contar una historia, los nietos están texteando, se levantan de la mesa y se van, y la persona de la tercera edad se queda sola, humillada.

  Asumir la vejez no es algo fácil y aunque con los avances de la medicina el promedio de vida ha aumentado, no se está proveyendo en muchas comunidades el apoyo emocional necesario que permita devolverle el valor al adulto mayor.

  Por eso es muy importante la labor de los centros de la Tercera Edad y solamente para dar un ejemplo menciono el del Instituto de la Familia Hispana en Hartford donde el club funciona como una escuela, hay talleres artesanales, eventos musicales, ejercicios y hasta bailes.  

  Averiguando por allí, me enteré que la expectativa de vida en Puerto Rico es 79 años, es decir casi los 80 y las mujeres duran más que los hombres ya que estos pueden llegar a los 76 y nosotras las damas a 83.  ¿Cómo la ves? En este aspecto estamos casi a la par con los Estados Unidos donde la expectativa de vida es también de 79, la de los hombres 76 y las mujeres 81.  Bajando para el Rio Grande, en México donde Trump quiere hacer la muralla de la infamia; la expectativa de vida es de 75 y la de los hombres 73 y de la mujer 78, ¡híjole!  En Gana, África, lamentablemente la expectativa de vida desciende a 61 años, los hombres 60 y las damas 63.  Finalmente en la Rusia de Ras Putin, la expectativa de vida es de 71, la de los hombres 65 y de las mujeres 76.

  En otras palabras mi vida, el progreso nos ayuda a tener más vida y por lo tanto los adultos de la tercera edad deben unirse para combatir la discriminación, el olvido y el abuso.  He dicho.

  Te dejo con este pensamiento.  Le preguntaron a un tipo que dijera el nombre del animal que por la mañana caminaba en cuatro pies, al mediodía en dos y al atardecer en tres.  Como el tipo era sabido respondió que ese animal era el hombre ya que cuando baby gatea en cuatro, a los 30 camina con sus dos piernas y ya anciano en tres porque a veces debe usar el bastón.  Mija, eso nos pasa a todos y ni Trump se salva.

Tía Julia.

 

Comentariio de nuestros lectores:

  • Querida Tía, esto del diluvio, las lluvias torrenciales, tres tornados juntos, los hoyos que se abren en la tierra, las tormentas de truenos, las plagas de langostas, los tsunamis, las centellas, rayos, y sequías, sucedían en la antigüedad y es cosas de leer el Antiguo Testamento que según me contó mi tío Eutafio, tiene mucho de histórico y hay que tomarlo en serio, porque Dios se enoja. Yo no soy Pentecostal, pero al final del día tía, no somos nada como decía el hombre invisible. Yo creo que esto tiene que ver con este tipo malo del Trump, y es que el ser humano está más perdido que juey bizco.  Yo no haré un bote gigante para el caso del diluvio, sino que aprenderé a nadar.

103.5 FM - La Voz Radio

Clasificados

DEJAME ARTE, La Caricatura de Reinaldo

Siguenos

La Educación No Espera

La Educación de nuestros hijos no puede esperar. Ellos necesitan seguir aprendiendo: en la escuela, desde casa o de ambas formas.

El Departamento de Educación de CT está trabajando con cada distrito, para asegurar la salud y seguridad de estudiantes, maestros y personal de cada escuela.

Un mensaje del Departamento de Educación de Connecticut.

Te puede interesar Noticias Relacionadas

La Voz Hispana TV

Scroll to Top