En vivo LIVE

Publicidad

Columnistas

Lo que aprendí en la Democracy School

Share on print
Print
Share on email
Email
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Thomas Breen, Clase de 2017, muestra diploma.

Por Thomas Breen 

No me inscribí en la Democracy School porque quería postularme para alcalde. No me interesa ninguna posición oficial.

Soy reportero del New Haven Independent y cuando me enteré del curso rápido anual de la alcaldía acerca de los pros y contra del gobierno municipal de New Haven, pensé que esa seria una manera de ser aun un mejor periodista.

Mi responsabilidad principal como reportero local es de escribir con conocimiento de causa y claridad, sobre el día a día de esta ciudad. Tal cosa no se puede hacer bien sin tener una buena comprensión de los factores de largo plazo que dan forma e influencia a cualquier evento.

El pasado martes me gradué de la Democracy School y puedo decir confiadamente que ese contexto fue el que encontré, junto a cierto orgullo que siento de vivir en una ciudad cuyo gobierno local está tan comprometido con la educación cívica.

Durante los pasados dos meses, con las dos docenas de compañeros que hicimos el curso, hemos pasado cada jueves en la noche, de 6 a 8 de la noche, viajando a lo largo de la ciudad.

Las mejores clases incluían conversaciones críticas y sustantivas entre nosotros y los jefes departamentales, acerca de los retos que enfrenta la gente de New Haven sobre una base diaria. Las peores clases parecían más conferencias que discusiones.

A partir de mi experiencia aquí presento mis cuatro ideas principales después de terminar el curso en Democracy School.

Idea #1:

Muchas de las propiedades de valor de New Haven, están exentas de impuestos y el programa estatal llamado a compensar a la ciudad, no dispone de recursos suficientes.

Buena parte del presupuesto de la ciudad, se apoya en los impuestos a la propiedad (unos $250 millones), provenientes de una “gran lista” de unas 27, 000 propiedades.

Para ayudar a compensar a la ciudad por tener tantas exenciones sobre la propiedad, el Estado tiene dos programas PILOT (Pago en Lugar de Impuestos), uno para hospitales y universidades y otro para propiedades de la ciudad. De acuerdo con la ley, PILOT debe compensar a New Haven con 77 centavos por cada dólar dejado de percibir por exención de impuestos. Actualmente, PILOT solo está pagando 41 centavos por cada dólar.

Idea #2:

Cada departamento municipal está inundado de información.

Democracy School es un poco como una foto de New Haven a través de números. No dieron demasiada información durante los dos meses de las clases.

He aquí algunos de esos números que recuerdo del curso en Democracy School.

  • Hubo 34 homicidios en New Haven en el 2011.
  • El departamento de la policía cuenta actualmente con 430 agentes. Solamente un 15% reside en New Haven.
  • 78% de las llamadas a la policía tienen carácter médico.
  • La ciudad tiene 133 parques, que constituyen un 20% de las propiedades en terrenos de la ciudad.
  • La ciudad tiene una de las tasas más altas de asma en el país.
  • Anualmente se producen 3,800 accidentes automovilísticos.
  • La población oficial de los sin hogar, es de 543 personas.
  • Cada mes, regresan 100 personas a New Haven que salieron de prisión.

No estoy completamente seguro de qué puedo hacer con esa información.

El jefe policial, Anthony Campbell hablo hacer de cómo el bajo número de agentes policiales locales su departamento, refleja el reto de reclutar agentes entre las minorías.

Idea #3:

La ciudad crecientemente esta experimentando con programas que involucran a todos los departamentos.

En respuesta a la desproporcionada tasa de personas con asma, especialmente entre niños, el departamento de salud publica y el de parques, organizan un campamento de asma en el verano. El director de servicios juveniles, Jason Bartlett, trabaja con su personal, con la Junta de Educación, con profesionales de salud mental, trabajadores sociales, expertos en viviendas y docenas de otros asociados comunitarios, para hacer funcionar el programa YouthStar, que es un programa de considerable información, con participación de estudiantes, centrado en apoyar a jóvenes de la ciudad que luchan con el ausentismo y pobres resultados académicos.

Estas son algunas de colaboraciones entre departamentos que hemos visto en las clases de Democracy School.

Idea #4: Democracy School es no solamente una oportunidad para conocer y aprender con los responsables de departamentos. También es una oportunidad para compartir con un grupo de interesantes personas que, como yo, son de New Haven.

El curso de Democracy School vale realmente la pena para saber cómo se gobierna a la ciudad.

Pero es también una tremenda oportunidad para conocer y compartir con una gama muy variada de gente de New Haven.

Gracias a mis compañeros de curso, a mi profesor(a) de Democracy School y al asistente especial de la alcaldesa, Michael Harris y a los demás funcionarios municipales que dedicaron tiempo en estos pasados jueves en la noche, para ayudar a un grupo de nosotros a entender mejor a la Ciudad y sus instituciones.

103.5 FM - La Voz Radio

DEJAME ARTE, La Caricatura de Reinaldo

Siguenos

Cerca de 270 ballenas piloto se han quedado varadas en las costas de Tasmania, en Australia, y un grupo de rescatadores han iniciado una carrera contra reloj para salvarlas..

Te puede interesar Noticias Relacionadas

La Voz Hispana TV

Scroll to Top