En vivo LIVE

Publicidad

Columnistas

Lanzan guía de prevención contra el abuso sexual de niños

Share on print
Print
Share on email
Email
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

“Cero tolerancia al acoso sexual y nadie está por encima de la ley”, dice obispo Caggiano

BRIDGEPORT. La Diócesis de Bridgeport que abarca las ciudades de Greenwich, Stamford, Norwalk, Bridgeport, Danbury y pueblos adyacentes; se encuentra en plena campaña diseñada para los padres, maestros, pastores y laicos comprometidos para que sepan cómo actuar en defensa del abuso infantil.  “Proteger a los niños de Dios” es el nombre de la guía preparada por VIRTUSO, una marca registrada del Grupo de Retención de Riesgo Nacional Católico. (“National Catholic”). Trabajo que en la Diócesis empezó desde hace quince años.

El programa VIRTUS Protegiendo a los niños de Dios, incorpora estándares de mejores prácticas demostradas para la prevención de abuso sexual de niños por clérigos, miembros del personal, y voluntarios que interactúan con niños dentro del contexto de las iglesias y escuelas católicas.

 La guía de información es sobre los signos de abuso sexual de menores, los métodos y medios que utilizan los infractores para cometer abuso y cinco pasos sencillos para prevenir abuso sexual infantil. Dos videos son las piezas centrales del entrenamiento. Los facilitadores incorporan procedimientos y políticas arquidiocesanas en el entrenamiento, definiendo el abuso sexual infantil y abordando los requisitos legales para reportar abuso sexual de menores.

El Padre Rolando Torres, párroco de la parroquia Saint Mary, en cada una de las misas dominicales se aseguró de que sus feligreses tengan en sus manos la hoja volante sobre la guía de cómo protegerse del abuso sexual por parte de la iglesia. “Protegiendo a los niños de Dios”, guía referencia rápida”, es el título dado a la campaña.

“El Programa de entrenamiento VIRTUS implementa mecanismos de seguridad que envían un mensaje a todos los abusadores reales y potenciales: El abuso sexual infantil no es tolerado. Los niños son protegidos cuidadosamente. Las víctimas son escuchadas y protegidas de mayor abuso. Y los abusadores son identificados y castigados, dice el obispo Frank Caggiani.

Paso No. 1:

Observe las señales de peligro

Conocer las señales de peligro significa que podemos reconocer las señales iniciales de una relación no apropiada con un niño. Si sabemos cuáles son las señales indicadoras entonces podemos identificar el abuso potencial antes de que suceda. Si sabemos cuáles son las señales no tendremos que esperar a que un niño nos reporte un incidente. El abusador:

  • Aleja a otros adultos de la participación o supervisión.
  • Siempre quiere estar solo con niños.
  • Quiere estar más con niños que con adultos.
  • Da regalos a los niños, usualmente sin permiso.
  • Toca a los niños demasiado.
  • Siempre quiere jugar a las luchas o cosquillas.
  • Piensa que las reglas nunca se aplican a ellos.
  • Permite a los niños realizar actividades que sus padres no les permitirían.
  • Usa malas palabras o les dice bromas sucias a los niños.
  • Muestra pornografía a los niños.

Paso No. 2:

Control de Acceso

Controlar el acceso significa que nosotros tenemos cuidado acerca de a quién permitimos que trabaje con los niños. Esto manda también un mensaje a los abusadores potenciales de niños que estamos alerta acerca del abuso sexual de niños.

  • Comunique el compromiso de la iglesia en mantener a los niños seguros.
  • Use solicitudes estándar y por escrito
  • Requiera verificación de antecedentes criminales.
  • Realice entrevistas personales
  • Verifique las referencias
  • Asegúrese de que las computadoras con acceso a Internet se encuentren ubicadas en un áreas abiertas.

Paso 3: Supervise todos los Programas

Las personas que abusan de los niños buscan maneras para estar solos con los niños. Si ellos saben que alguien está vigilando ellos tendrán más problemas en encontrar oportunidades para abusar sin ser sorprendidos.

  • Identifique las áreas aisladas y ponga llave a los cuartos vacíos
  • Desarrolle reglas relativas al uso de las áreas aisladas. Por ejemplo, los empleados deberán revisar los baños antes de mandar a los niños solos.
  • No permita que los niños entren en áreas que son para empleados solamente.
  • Sólo reúnase con los niños en áreas de tráfico de adultos.
  • Los supervisores deberán vigilar todas las actividades.
  • Asegúrese que haya suficientes adultos involucrados en todos los programas.
  • Los supervisores deberán controlar las actividades y monitorear el uso de las computadoras.
  • Permita las visitas de los padres durante los programas.
  • No empiece programas nuevos sin la aprobación del consejo pastoral, el pastor y/o el comité ministerial de niños.

Paso 4:

Esté Alerta

Estar alerta significa que los padres deben saber lo que está pasando en las vidas de sus propios hijos y deben prestar atención a las sutiles señales de un problema. Los padres deben hablar con sus niños, escucharles, y observarlos. Cuando nosotros observamos y nos comunicamos con nuestros niños, es más fácil detectar los signos de peligro. Podemos notar un cambio repentino en la manera de ser, si están de mal humor o agresivos, pérdida de interés en la escuela, o la falta de cuidado en el aseo personal.

  • Hable con sus niños.
  • Escuche sus problemas.
  • Observe a sus niños.
  • Haga saber a sus niños que le pueden contar cualquier cosa.
  • Enseñe a sus niños dónde están sus partes íntimas.
  • Hable con sus niños seguido acerca de cómo protegerse a sí mismos.
  • Enseñe a sus niños qué hacer si alguien trata de tocarlos.
  • Enseñe a sus niños qué hacer cuando alguien los incomoda

Paso No 5:

Comunique sus dudas

Comunicar sus dudas significa decirle a alguien cuando usted se siente incómodo con alguna situación o si usted sospecha abuso. Significa prestar atención a sus propios sentimientos sin esperar a que sea demasiado tarde. Sólo comunicando sus preocupaciones puede usted hacer uso de su información para proteger a los niños. Aun si el abuso no está ocurriendo, es importante que le haga saber a los demás cuando usted tiene dudas.

  • Hable con la persona involucrada y/o
  • Hable con el supervisor de dicha persona, y/o
  • Llame a la línea de abuso de niños, y/o
  • Llame a la policía.

DEJAME ARTE, La Caricatura de Reinaldo

103.5 FM - La Voz Radio

Siguenos

Te puede interesar Noticias Relacionadas

La Voz Hispana TV

Scroll to Top