En vivo LIVE

Publicidad

Columnistas

La parroquia hispana de Saint Joseph en un nuevo rumbo a cumplir 125 años

Share on print
Print
Share on email
Email
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

El reto de acoger a los recién llegados de América Latina


NORWALK.- Con 1.800 familias registradas y con más de 2.500 familias que entran y salen de la iglesia Saint Joseph, ubicada en el barrio de South Norwalk, la parroquia está a punto de celebrar 125 años de fundación con la responsabilidad de caminar al pulso en la comunidad.

El P. Peter Lenox, es el nuevo párroco de Saint Joseph, nombrado como su titular desde el 4 de noviembre del 2018. El sacerdote, que habla perfectamente español, reconoce que desde su llegada la iglesia está viviendo un nuevo camino y en esa transición busca fusionar la espiritualidad con la vida en comunidad de sus feligreses.

La bienvenida a los recién llegados es parte de los retos no solo de la iglesia sino de la ciudad, para que logren identificarse y fusionarse con el casi 40 por ciento de feligreses hispanos.

Para todos es sabido, dice el Sacerdote, que el vecindario de South Norwalk es el lugar de llegada de todos los nuevos inmigrantes y por ser la parroquia San José la iglesia que los atiende en su idioma materno, tanto en español, como inglés y francés- criollo, para los haitianos; el trabajo de estar a la altura de las nuevas circunstancias es un reto que hay que enfrentarlo con valentía y la alegría que da la esperanza en el Evangelio.

En San Joseph, los números de sus feligreses se dispararon en forma dramática entre el 2016 al 2018, atrás quedaron las olas migratorias a la iglesia de Saint Ladislaus; y por eso, los sacerdotes de estas dos parroquias están buscando proyectos y programas para trabajar en forma conjunta.

Por ejemplo, dice el P. Peter, “Saint Joseph tiene un gimnasio enorme dentro de nuestra escuela Side by Side, mientras que Saint Ladislaus tiene un Centro Comunitario muy bonito que nosotros no poseemos, entonces, la idea es que entre las dos parroquias usemos lo que el uno tiene a favor del otro y así  viceversa”.

La diversidad es la constante que marca a la parroquia de Saint Joseph fundada en 1895. Estar a la altura de la carretera I-95 y cerca de la estación del tren no solo la convierte en la pionera de la fe y de las iglesias hispanas sino que tiene el gran reto de combinar la espiritualidad con la comunidad y la liturgia.

A partir de este año, entre los planes de cambio, el P. Peter decidió aumentar una nueva misa en español los domingos a las 8:30AM, y así acumular al horario acostumbrado del sábado a las 6:30PM y la dominical del mediodía. También aumentó dos misas en español los días miércoles y jueves a las seis de la tarde.

Y el siguiente reto fue enfrentar la educación religiosa desde un punto de vista de la identidad cristiana y desde la comunidad geográficamente hablando. Por eso, el sacerdote decidió buscar personal de apoyo para que se dedique al diseño de un programa pastoral educativo que por razones propias de la administración anterior fueron suspendidas en el 2016 y ahora está siendo retomadas al son de las manillas del reloj, “es decir, sin parar”, para que se pueda colocar la educación infantil con la educación cristiana para adultos en forma paralela.

Otro de los cambios de la parroquia está en el plano informativo. El P. Peter cree que sus feligreses deben estar informados de todo en forma transparente y como ha crecido tanto la parroquia el boletín pastoral semanal será un librito de 8 páginas y no la tradicional hoja volante.

Como parte de las nuevas fiestas de celebración el P. Otoniel Lizcano, vicario parroquial, está promoviendo la fe en el Santo mexicano San José Sánchez del Río, un niño santo mártir asesinado en la guerra.

La fiesta de San Joselito, acorde con el P. Peter está prevista para celebrarse la segunda semana de agosto y el segundo jueves de cada mes hay una misa especial donde se muestran las reliquias del mártir mexicano.

“El aumento de la población migrante es el reto más grande que experimenta Norwalk”, responde el sacerdote, crecimiento que también la iglesia debe tener una respuesta de acción. Contestación que se está forjando desde la educación espiritual, tanto desde la catequesis infantil como desde la formación de dos nuevos grupos de jóvenes y el refuerzo de grupos de adultos carismáticos, catecúmenos, marianos, o sencillamente de los grupos de oración.

Como parte de esa alegría de esperar la Pascua de Resurrección que este año será el 21 de abril, el P. Peter está trabajando en un encuentro parroquial con uno de sus amigos sacerdotes de nombre Luke Vakos, que conoció en Roma y que es un conferencista reconocido dentro de los Estados Unidos.

“Creo que estamos llegando a la nueva era en la parroquia de Saint Joseph camino a cumplir sus 125 años de fundación”, dijo el sacerdote, con una alegría que transmite de manera singular siempre.

Y la parroquia de Saint Joseph que es el referente de la comunidad inmigrante recién llegada a Norwalk, corrobora el pensamiento del P. Frantz llamado cariñosamente como el “Padre Frank”, porque en los finales de 1900 y albores del siglo XX los religiosos de esta iglesia donaron a la comunidad hispana y afro-americana y caribeña el terreno del llamado South Norwalk Community Center. Deslindándose en su totalidad de la segregación y unificando a los feligreses del barrio del sur en lo que hoy se conoce como: la Parroquia de San José. La iglesia haitiana, la iglesia hispana o simplemente la iglesia de la South Main Street, la que está a pocos pasos de la estación de Policía, adyacente al South Norwalk Community Center, delante de la escuela Side by Side a una cuadra de la estación del tren.

Es que Saint Joseph, ostenta el título de pionera no solo porque es la primera iglesia que acogió a la comunidad hispana sirviéndola en su lengua vernácula, sino porque también es la primera parroquia que se desprendió de sus tierras y permitió la construcción de lo que hoy se conoce como el Centro Hispano (South Norwalk Community Center). Y además es la primera iglesia que atendió a los haitianos ofreciéndole sus servicios religiosos y comunitarios en su lengua nativa.

DEJAME ARTE, La Caricatura de Reinaldo

103.5 FM - La Voz Radio

Siguenos

Te puede interesar Noticias Relacionadas

La Voz Hispana TV

Scroll to Top