En vivo LIVE

Publicidad

Columnistas

“Para la salud mental: evite en lo posible lo ponzoñoso”, por La Tia Julia

Share on print
Print
Share on email
Email
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

Tía querida y respetada,

Hablando acerca de cómo van ahora los tiempos en el planeta Tierra, se me viene a la mente el caso de una amiga de la prima de mi cuñada a la que vi comprando libretas escolares en el One Dollar Store. Esta tipa antes de decirme “hola” o “buenos días,” me salió con la cantaleta de que se anunciaba la caída de un tremendo meteorito en el mar Caribe y que un amigo Aleluya, el Hermano Diego, lo confirma diciendo que este fenómeno gastronómico se debería a lo mal que se han portado los mexicanos, salvadoreños, guatemaltecos, hondureños, nicaragüenses y otros que critican al presidente porque les acusa de “invasores, violadores, criminales y traficantes de drogas.”

El pastor también dijo que el presidente está enojado con nosotros los boricuas que ni le hemos dado las gracias por los regalos que hizo después del huracán María consistente en donaciones de papel toilette y toallas desechables que hizo cuando fue a la Isla acompañada por Draculona que es el apodo que le pusieron a Melania que se ríe para adentro y parece una muñeca de goma de las que usan los japoneses que no desean yacer con mujeres de carne y hueso.

Ya por allí, Glorimar me ha dejado media tiritona porque soy enferma de los nervios y nosotros en

Puerto Rico pasamos por huracanes, temblores de tierra y estamos pasando por terremotos políticos.

Pero esto no es todo, un amigo de mi esposo al que llaman en el Green “Metilo” porque en todo quiere meter la nariz incluso dándole terapia a mujeres casadas; obtuvo la licencia de enano y nadie sabe si es que es chiquito o los zapatos le quedan hondos; tiene costumbres enfermizas. Metilo es músico y mal se defiende con la guitarra.Según dice mi distinguido marido que de ser bueno es bueno, pero que a veces se le escapan las tortugas; cada vez que van a un compromiso a tocar a bautismos, bodas o divorcios algo se les desaparece. Hummmmm.

A veces es un micrófono, otras veces un cable de coneccion para guitarras, colgadores o capotrastos.Mi esposo todavía le está preguntando por un pre amplificador que desapareció para el día del desfile puertorriqueño y que cuesta como 400 billetes.

Con mi esposo y no es porque lo diga yo, somos muy hospitalarios y en el verano invitamos a las amistades, colegas de trabajo, músicos y vecinos, a barbacoas. Hacemos una en junio para la Fiesta de San Juan, otra para el 4 de julio, y una en septiembre para despedir el verano.Tía, y no es porque yo lo diga, pero nadie tiene que traer nada para el mastique, salvo algún vinillo o frias para socializar y llega otra persona desagradable, que es la esposa del pianista de la orquesta.

Esta muchacha que de ser buena es buena, no debiera ni siquiera oler el corcho de una botella porque enseguida cambia y le da por hacer cosas excéntricas.

Manuela, ya para la segunda copa; se pone a sacar a bailar a los tipos con la excusa de que se animen y eso a nosotras, las esposas; no nos agrada porque se les pega a los salmones de los machos más fuerte que la hiedra y pa’ seguida comienzan las discusiones y miraditas venenosas entre las féminas y los machos a los que les encanta el toqueteo.Es verdad que al día siguiente Manuela comienza a llamar a medio mundo para excusarse, pero también se pone a chismear por el facebook las cosas que no le gustaron en el ágape. “Que el arroz estaba salado, la carne media cruda y el pan tan duro como los bagels que venden en los DD, compañía que patrocinan el estadio en el centro de la ciudad.

Otra persona toxica es una tipa que llega con el celular y se pone a tomar fotos de medio mundo y a pedirles los correos, teléfonos y direcciones.El problema de esto querida tía es que hay veces en que nosotros invitamos solamente a algunas de nuestras numerosas amistades ya que las cosas están más caras que antes.Como esta mujer no tiene filtros en la mente ni en la con lengua (boca), se pone a bajar las fotos y así las personas a quienes no hemos invitado se enfogonan y al día siguiente de la fiesta como a las siete y media de mañana, comienzan a llamar diciendo, “Oye mira, yo no sabía que estabas enojada conmigo y no me invitaste al cumpleaños de tu abuelita. Sabes que yo siempre te llevo algo para cooperar, pero parece que me tienes en la página de Cheo.”Tía, usted que fue a la universidad para ser inteligente puede ver cuál es el lio.

 En conclusión, yo se que todas estas personas no son tan toxicas como el presidente Trump y otros viejolos del senado que quieren quitarnos beneficios médicos y del Seguro Social que nos hemos ganado con el sudor de nuestras espaldas; pero esta gente ya nos cansan y con mi esposo hemos pensado como como decía un amigo, “cortar” a los tóxicos y toxicas lo cual no significa hacerles daño con un arma blanca, sino que verlas una vez cada dos años como a las cuatro de la tarde.

Agradeceremos sus consejos y nos saluda a la señora Norma, a Don King y a todo el equipo de la Voz Hispana, un semanario que informa más allá de la mera farándula y el soccer…

Carlina del Soto


Respuesta

Carlina, mi amor.

En un comienzo no deseaba brindar a los lectores este verano que se nos va con una nota de tristeza, pero es que hay tanto bochinche por allí con estos de las elecciones primarias en Hartford y New Haven, que es bueno hablar de lo que sicólogos, siquiatras y terapeutas clínicos denominan relaciones toxicas o en lenguaje criollo, bochinche, jaleo, barullo, escándalo, guirigay, o barahúndas.

El asunto es que los seres humanos e incluso animalitos, peces y aves tienen derecho a vivir en un ambiente de paz y en cuanto sea posible, lejos de griteríos o sal pa’ fuera. Los gobiernos debieran ponerse las pilas y dejar der provocar guerras donde los que mueren no son solamente los soldados (Ay bendito), sino que también mujeres, adultos mayores, niños y nuevamente, animalitos y la santa vegetación.

Personalmente y sin querer influir en la conciencia cívica de vosotros, para eliminar lo venenoso en los negocios públicos hay que apoyar en las elecciones a representantes públicos como estos muchachos Chris Murphy, Blumenthal, Luke Bronin y al mismo gobernador Ned Lamont, que están en definitiva en contra de guerras, aumentar el control de las armas, y así detener las masacres de los blancos en las comunidades latinas, judías y afroamericanas.Por esto debemos hablar y reclamar en contra de presidentes mentirosos y políticos corruptos que interrumpen la paz y el bienestar en el planeta.

A un nivel familiar, tú, tu esposo y todos merecemos vivir tranquilos evitando las peleas, discusiones, conflictos, bretes, embrollos, y complicaciones evitando a quienes instigan, estimulan, provocan, enemistan, animan y alientan los rollos y situaciones infectas de ponzoña.

En cuanto a lo de los fenómenos astronómicos (no gastronómicos) que incluyen la caada de aerolitos, meteoritos y los sospechosos resplandores del hoyo negro cercano a nuestra galaxia, el astrónomo japonés Hirohito Tekaguito dice que aun no hay explicaciones claras acerca de los movimientos cósmicos que aun desconocemos y nos es bueno que los predicadores alarmen a la opinión pública.

Por otra parte el sicólogo social español Cano Cornelio de Baca nos envió signos o señales de gente que se caracterizadas como “toxinas.”Con tu esposo hagan una listita de familiares, “amistades” o conocidos y analicen si estos individuos son de aquello que reaccionan con enojo, ponen trompa y actúan de un modo agresivo si alguien les contradice su opinión.Esta es una señal de veneno social.

Hay personas que son castigadoras, pero no lo hacen a golpes o contradiciendo a otras sino que con el azote de la indiferencia (pasivas agresivas) o dan consejos que nadie les pide a otros semejantes, sin preocuparse de sus propios negocios.En otras palabras miran la pajita en el ojo ajeno y no perciben la tremenda viga que tienen en sus ojillos.

Hay algunas de estas personalidades que si se dan cuenta que ustedes reciben muchos elogios, usan frases para rebajar lo positivo con comentarios venenosos.“Ella cocina bien, pero no sabe cocinar un buen pernil,” o “ese tipo no es tan bueno como se dice por allí y tiene más historias que gato de campo.

Lo curioso es que estas personas toxicas JAMAS se disculpan por sus malas crianzas, maniobras sucias, o trampas.Este es el caso del presidente Trump que le ha faltado el respeto a medio mundo y nunca a dicho “perdón.”

Cano, autor del libro “No me provoques que me saltan los nervios” dice que lo común de los tóxicos y tóxicas es la envidia y por eso no irradian la paz, sino que fomentan las disputas y mala voluntad.Una vez que hagan la listita con los nombres de los infectos, encomienden a estas personas a Dios y aléjense de ellas y de sus hogares porque irradian veneno.

 Disfruten lo que queda del verano y vayan al Festival de los Niños del Instituto de la Familia Hispana 2019 a efectuarse el sábado 24 de agosto entre las 10 de la mañana y las dos de la tarde.Habrá comida y recreación sana gratuita.

Julia

Comentarios a los consejos de la Tía.

Amar a una mujer casada si tú eres casado es para enfermarse de los nervios y gatillar un suicidio jugando a la ruleta rusa de Putin.

DEJAME ARTE, La Caricatura de Reinaldo

103.5 FM - La Voz Radio

Siguenos

Te puede interesar Noticias Relacionadas

La Voz Hispana TV

Scroll to Top