En vivo LIVE

Publicidad

Columnistas

¿Podría la ciudad de Hartford ser en el futuro un ejemplo de unidad racial y social?

Share on print
Print
Share on email
Email
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

HARTFORD.- Las ciudades se han fundado en sectores cercanos a las fuentes de agua, especialmente ríos, mares y océanos.  Hartford no ha sido la excepción. 

La primera exploración europea fue llevada a cabo por holandeses en 1614 que arribaron por el rio Connecticut en esos tiempos habitados por los nativos Pequots.  Estos aventureros tenían planes de construir un fuerte y una factoría para desarrollar el comercio y regresan en el 1623 con soldados y familias, construyendo el fuerte “Hope” adquiriendo territorios de parte de los aborígenes por una cantidad irrisoria de bienes y chucherías.

Finalmente abandonan sus intentos de colonización y en 1635 llegan al área los puritanos ingleses que bajo el liderazgo de los pastores Thomas Hooker y Samuel Stone, además del gobernador ingles John Haynes; fundan esta ciudad que a través de los siglos se convertirá en un centro comercial e industrial importante.

Hartford es una de las ciudades mas antiguas de los Estados Unidos y fundada al borde poniente del rio Connecticut, establece el “centro” cívico, gubernamental, religioso y financiero que se enriquece después de la guerra civil.

Ha pasado mucha agua a través del lecho del rio que conoció la navegación de barcos a vela y posteriormente a vapor, siendo Hartford uno de los puertos abiertos al comercio, semejante a New Haven y Bridgeport.

Después de siglos, el centro de la ciudad con el museo Wadsworth, el primero dedicado a las Artes en los Estados Unidos y la industria Colt que proveyó armas para los ejércitos del Norte en conflicto con las fuerzas del sur; se transformará en la ciudad de los seguros y la riqueza será una característica de la metrópolis, descrita por Marx Twain como una de las ciudades “más hermosas” del país.

Con el paso del tiempo llegan a Hartford inmigraciones alemanas, irlandesas, portuguesas, francocanadienses e italianas que se van acomodando en la periferia del “centro” y de la calle Main.  De este modo y como sucede en otros “centros,” los recién llegados se van acomodando hacia el poniente, norte y sur, mientras que el “centro” permanece en constante vías de crecimiento.

Como otras ciudades, la población de origen europeo se establece en el corazón de la ciudad y hermosas mansiones y hasta palacios avanzan hacia el sector de la avenida Wethersfield y el Oeste.

De acuerdo con historiadores, sucesivos hechos históricos cambiaran el panorama de Hartford.

Después de la guerra civil y las dos guerras mundiales se produce la llegada de la población afroamericana a la que mas tarde y en la década de los años 50’ y 60,’ se agrega la población puertorriqueña.

En un comienzo, los inmigrantes conseguirán trabajos en las numerosas fábricas, fincas de trabajo, granjas y manufacturas descritas en libros tales como “Froga Hollow” de Susan Campbell quien basada en artículos del periódico Hartford Courant, describe el proceso de crecimiento.

Dicho lo anterior, las divisiones que el alcalde Luke Bronin ha observado en la ciudad capital, datan de mucho tiempo atrás y conforman un patrón de crecimiento desde el eje primitivo del “centro” hacia la periferia de un territorio pequeño de 17 millas cuadradas en el que reside una población creciente integrada por recién llegados que buscan servicios y ayuda en la capital del estado.

La crisis de la manufactura en nuestra ciudad lanza al desempleo a miles de trabajadores siendo la población inmigrante la mas afectada, mientras que el sector de los seguros, y bancos continúan su progreso tanto geográfico como político.

Por este motivo el sector Oeste caracterizado por una poablacion blanca con ingresos típicos de clase media alta y profesional, se ha mantenido hasta ahora separada del sector Norte donde la población afroamericana y latina son una mayoría que se ve reflejada en la población escolar de establecimientos educacionales claramente segregados.

De acuerdo con estadísticas recientes tres de cada diez familias en Hartford viven bajo los niveles de pobreza con el consecuente desarrollo de actividades delictuales y tráfico de drogas.

Cercana al centro, la calle Park y Frog Hollow ha caído en una notoria decadencia social y moral que se extiende hasta los limites con West Hartford.  En la glamorosa avenida Wethersfield y los sectores portugueses, italianos y franco canadienses, se ha producido un movimiento demográfico que conlleva la llegada de latinos, jamaiquinos y latinoamericanos que han ido adquiriendo propiedades vendidas por los italianos y portugueses que se han mudado a otros pueblos.

El proceso de unidad de los distintos grupos étnicos y sociales es una empresa que pasa por la creación de empleos que podrían erradicar primeramente la causa de la delincuencia, y el fortalecimiento de un sentido cívico y de pertenencia de los habitantes del Northend, y Southend.

Esta es una más tarea difícil que ganar una elección para el puesto de alcalde y que requerirá conversaciones y un plan integral que no ha comenzado.  El plan requerirá transparencia y comprensión de los grupos raciales de la ciudad y un entendimiento entre los sectores mas acaudalados y las mal llamadas minorías.

DEJAME ARTE, La Caricatura de Reinaldo

103.5 FM - La Voz Radio

Siguenos

Te puede interesar Noticias Relacionadas

La Voz Hispana TV

Scroll to Top