En vivo LIVE

Publicidad

Columnistas

Cuarentenas en Madrid muestran brecha entre ricos y pobres

Un policía local da el alto a un vehículo en un control en Madrid, España, el lunes 21 de septiembre de 2020. La policía de la capital española y varias poblaciones de la periferia inició el lunes los controles de entrada y salida en varios barrios de clase obrera, que habían quedado bajo un confinamiento parcial para frenar el brote de coronavirus que más rápido se expandía en Europa. (AP Foto/Bernat Armangue)
Share on print
Print
Share on email
Email
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

MADRID (AP) — El anuncio de nuevas restricciones en barrios de clase trabajadora de Madrid para detener la propagación más rápida del coronavirus en Europa puso de nuevo bajo los reflectores un acalorado debate sobre la prevalencia de la desigualdad en España.

El cumplimiento de las medidas sería obligatorio a partir del miércoles, y los que no puedan justificar sus desplazamientos por motivos de trabajo, estudios o médicos serán multados. Los parques cerraron, mientras que comercios y restaurantes en las zonas señaladas tendrán que limitar su aforo al 50%.

Las nuevas restricciones afectarán a 860.000 personas y han sido recibidas con protestas porque muchos de los afectados consideran que las autoridades estigmatizan a los pobres.

España busca contener una segunda ola del virus, que ha matado al menos a 30.000 personas, según el Ministerio de Sanidad.

Madrid se ha convertido en el epicentro del contagio, con una tasa de contagio —682,57 casos por cada 100.000 habitantes en dos semanas— casi tres veces la media nacional de 267,82. En toda Europa, ese número la semana pasada fue 76.

El presidente del gobierno, el socialista Pedro Sánchez se reunió el lunes con la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, del conservador Partido Popular, de oposición, y acordaron que los funcionarios centrales y regionales realicen reuniones técnicas quincenales y políticas semanales para coordinar una respuesta más contundente a los brotes.

El gobierno central va a seguir proporcionando más recursos de salud y ayuda militar, dijo Sánchez sin dar más detalles. Agregó que deberán estar preparados para contemplar otros escenarios si fuera necesario.

El domingo, cientos de personas salieron a protestar y a pedir la renuncia de Ayuso por la respuesta que ha dado a la crisis del coronavirus en la capital española. Los manifestantes también pidieron que las nuevas restricciones se extiendan a toda la ciudad, expresando su enojo con las autoridades por actuar tarde y apuntar a las áreas más pobres sin hacer lo suficiente para reforzar los centros de salud de la región con más personal.

DEJAME ARTE, La Caricatura de Reinaldo

103.5 FM - La Voz Radio

Siguenos

Te puede interesar Noticias Relacionadas

La Voz Hispana TV

Scroll to Top