Publicidad

Columnistas

Palmeiras y Santos la final de la Libertadores 2020 en el Maracaná

Share on print
Print
Share on email
Email
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

Palmeiras y Santos, serán los dos equipos que disputaran la gran final de la Copa Libertadores de América 2020, el día 30 de enero, en el majestuoso Estadio del Maracaná, en Rio de Janeiro.

Los dos equipos brasileños, vencieron en sus respectivos encuentros a los equipos argentinos que venían de hacer una buena campaña, pero la 61va versión del torneo más antiguo del planeta, se quedara en territorio brasileño. Si el partido termina empatado en el tiempo reglamentario, se disputará un tiempo suplementario, y si persiste la igualdad, se deberá ejecutar la serie de tiros desde el punto penal.

En esta final también se usará el árbitro asistente de video (VAR), que en los últimos partidos ha sido punto de controversia por sus acertados y erráticas decisiones.

El campeón jugará la Copa Mundial de Clubes de la FIFA 2020. También disputará la Recopa Sudamericana 2021, contra el campeón de la Copa Sudamericana 2020, y se clasificará a la fase de grupos de la Copa Libertadores 2021. Con todo esto sobre la mesa los equipos saldrán a divertir a los televidentes.

Palmeiras disputará la final de la Conmebol Libertadores por 5° vez en su historia; lo mismo que el Santos, quien llega a su quinta final luego de hacerlo en 1962 (campeón), 1963 (campeón), 2003 (subcampeón) y 2011 (campeón). Será apenas la tercera final entre dos equipos de Brasil en la historia de esta competición (2005 São Paulo vs. Athletico Paranaense, 2006 Internacional vs. São Paulo), y ahora (2020 Santos vs. Palmeiras).

Pero veamos como llego el Palmeiras a la final de esta Copa Libertadores 2020. Tras jugarse el primer partido en territorio argentino, el conjunto brasileño que dirige el portugués Abel Ferreira, supo sacar un triunfo importante de 3-0. Diría que era un marcador difícil de igualar, pero no imposible de superar. La clave de esta victoria le dieron jugadores como Gabriel Menino, Danilo o Patrick de Paula y la experiencia de su portero Weverton, el capitán paraguayo Gustavo Gómez y el artillero Luiz Adriano.

Aquí en este partido el Palmeiras lo entrego todo; un partido que se ganó con un futbol practico, sencillo, pero letal en el contra golpe. No hubo ningún error arbitral, pero si varios errores por parte del conjunto local, especialmente por la expulsión del colombiano Carrascal, que vio la roja y le toco irse a las duchas, dejando al equipo con un hombre menos.

Con este marcador a favor (3-0), y jugando de local, El Palmeiras, sabía que solo tenía que esperarlo y contra golpearlo como lo hizo en territorio argentino; pero los once del Muñeco Gallardo, traían otro sistema táctico diferente al que utilizaron en su reducto. Aquí llegaron a dejarlo todo, y sabían que solo quitándole el balón a los locales sería la única forma de lograr el objetivo. Y así, se fueron en avalancha durante los 100 minutos que duró el partido sin bajar la presión. El equipo de la franja roja, logro concretar dos anotaciones, para dejar el marcador global (3-2), a favor de Palmeiras que pese a perder en casa, da el paso a la final.

La nota negativa de este partido fue la intervención del VAR, en contra del River Plate en varias ocasiones, favoreciendo un poco más a los locales; pero si tengo que decirlo, este es uno de los mejores partidos que he visto en los últimos años. Que entrega y que jerarquía mostraron los muchachos de Gallardo en la cancha.

Entre la otra serie y por el lado del conjunto blanco, El Santos, del Rey Pele, doblego categóricamente a un Boca Juniors totalmente desconocido con un 3-0. Su técnico Alexei Stival, más conocido como “Cuca”, monto un onceno equilibrado y con más actitud que los argentinos. Mas allá del resultado vale la pena anotar que El Santos, fue muy superior a su rival que nunca pudo tener la posesión del balón, y se vio desconcentrado, frágil y sin ideas. La figura del partido fue un hombre que por su costado derecho a cabo con la zona defensiva del equipo que dirige Miguel Ángel Ruso: se trata de Marinho, que fue un dolor de cabeza por su costado. Otro que se unió con buen futbol y gol, fue el venezolano Yeferson Soteldo, este pequeñín que con su movilidad, agilidad y creatividad burlaba fácilmente a sus adversarios, abriendo espacios y ocasionando varias llegadas de gol, en una de ellas, el mismo fue el autor de un gol.

Dos equipos que llegaron a la final por mostrar buen futbol, carácter y buen Sistema táctico. La parte triste de esta finalísima será la NO presencia de aficionados en un estadio que, por historia, ha vivido los mejores encuentros del mundo, y esta vez le tocara a este escenario ser víctima de la misma pandemia, al no poder acobijar a sus espectadores. Duel Ever un clásico de estos con las graderías vacías, sin el aliento del público, los canticos de sus barras y la tradicional vuelta al estadio con el trofeo en los brazos levantados en símbolo de victoria.

El trofeo se queda en Brasil, y me quedo con la sensación que el equipo ganador será El Santos. ¿Este es mi pronostico y cuál es el tuyo?

FELIZ Año NUEVO 2021.

VEA MAS CLASIFICADOS

LA CARICATURA DE REINALDO

Te puede interesar Noticias Relacionadas

La Voz Hispana TV

Scroll to Top