Publicidad

Columnistas

El trastorno por consumo de alcohol

Share on print
Print
Share on email
Email
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

El llamado “Trastorno por consumo de alcohol” (AUD); es una afección en la cual la persona sigue consumiendo bebidas alcohólicas a pesar de sus efectos sobre la salud y de acuerdo al “Instituto Nacional sobre el Abuso del Alcohol y el Alcoholismo”: “En 2019, 14.5 millones de personas de 12 años presentaron un AUD. Esta cifra incluye 9.0 millones de hombres (el 6.8% de los hombres de este grupo de edad) y 5.5 millones de mujeres (el 3.9% de las mujeres de este grupo de edad). Y entre Jóvenes de 12 y 17 años, se estima que 414.000 adolescentes presentaron un AUD. Esta cifra incluye 163.000 chicos (el 1.3% de los chicos de este grupo de edad) y 251.000 chicas (el 2.1% de las chicas de este grupo de edad).” Lo cual nos indica que este es un problema de salud pública preocupante al cual hay que darle la importancia necesaria.

Se estima que para definir el uso indebido del alcohol es cuando una mujer ingiere 3 o más bebidas por día o más de 7 por semana. Y en el caso de los hombres, 4 bebidas por día o más de 14 bebidas por semana. Hay otro parámetro que indica que hay consumo excesivo de alcohol cuando la mujer ingiere 4 bebidas en 2 horas y el hombre más de 5 en 2 horas.

¿Cuáles son los efectos sobre la salud?

1. Lesiones físicas por caídas y golpes.
2. Enfermedades crónicas como la cirrosis hepática.
3. Cáncer de mama, recto y de hígado
4. Ausentismo laboral, escolar y comportamiento social inapropiado.
5. En el embarazo puede generar el (Síndrome de alcoholismo fetal)
6. Alteraciones en las funciones intelectuales como dificultad para la concentración y la memoria, lentitud al hablar y disminución de los reflejos.

¿Cuáles son los signos de alerta?

Cuando una persona se niega a reconocer el alcance de su problema, cuando se angustia al no poder adquirir alcohol, cuando tiene un deterioro del pensamiento y la memoria, cuando adopta actitudes riesgosas con su vida, cuando disminuye su rendimiento laboral o cuando cambia su conducta en su entorno familiar, laboral o de amistades.

Diagnóstico y Tratamiento:

Un aspecto importante a resaltar es que el diagnóstico del “Trastorno por consumo del alcohol” (AUD) debe ser hecho por un profesional de la salud que luego de la evaluación, el interrogatorio y la aplicación de un cuestionario especial que es llenado por el paciente, determina si su AUD es leve, moderado y grave.

Y en cuanto al tratamiento hay que decir que existen las opciones farmacológicas aprobadas por la FDA tales como Naltrexona (Vivitrol), Acamprosato (Campral) y Disulfiram (Antabuse) y también se dispone de las terapias grupales y de los grupos de apoyo que han logrado obtener buenos resultados en mucha gente.

Por otro lado, si usted amigo lector tiene problemas con el consumo excesivo del alcohol y necesita ayuda, puede llamar al teléfono 1-800-662-4357 del “Instituto Nacional sobre el Abuso del Alcohol y el Alcoholismo” donde hay atención en español.

____________

*Columnista en semanarios en New York, New Jersey, Delaware, Pennsylvania, Connecticut, Texas, Florida y California.

VEA MAS CLASIFICADOS

LA CARICATURA DE REINALDO

Te puede interesar Noticias Relacionadas

La Voz Hispana TV

Scroll to Top