September 25, 2022 1:36 pm

Bañistas ayudan a hombre colombiano que se ahogó por salvar a su esposa

Luis Mario Rodas describió a su hermano Mauricio, nativo de Colombia, como “un buen padre, un buen hermano, un buen hijo”, quien inmoló su vida por salvar la de su esposa.
Facebook
Twitter
Email
Print

NORWALK.- El domingo 31 de julio de 2022, a las 4:47PM, el Despacho Combinado de la Policía de Norwalk (Norwalk Combined Dispatch) recibió varias llamadas al 911 que informaban sobre una persona inconsciente en la playa Calf Pasture Beach, cerca del edificio de la Guardia Costera; que terminó con el infortunio de la muerte de Mauricio Rodas García, residente de la ciudad, nacido en Colombia.  

La División de Patrulla de la Policía de Norwalk, la Unidad Marina, el Servicio Médico de Emergencia del Hospital de Norwalk y el Departamento de Bomberos de Norwalk fueron enviados de inmediato a la escena.  

Un oficial asignado a Calf Pasture Beach llegó a la escena momentos después y observó a varias personas que ayudaban a un hombre inconsciente a la orilla y ayudaban a una mujer consciente en los primeros auxilios.  

Inmediatamente, el oficial se hizo cargo de los primeros auxilios (RCP) de un transeúnte que había comenzado la RCP en el hombre. El Departamento de Bomberos de Norwalk ayudó con la reanimación cardiopulmonar del hombre, identificado como Mauricio Rodas-García, de 60 años, de Norwalk. El Sr. Rodas- García fue transportado en ambulancia al Hospital Norwalk, donde fue declarado muerto. 

La investigación determinó que el Sr. Rodas-García y su esposa habían estado caminando sobre un banco de arena parcialmente sumergido. La mujer se había caído al agua y empezó a tener dificultades para volver a la orilla debido a la corriente. El Sr. Rodas-García entró al agua para ayudarla, sin embargo, se hundió y no salió a la superficie. Los transeúntes que los ayudaron ubicaron al Sr. Rodas-García justo debajo de la superficie. La mujer no resultó herida. 

Los miembros del Departamento de Policía de Norwalk expresaron sus condolencias a la familia y amigos del Sr. Rodas-García. El Departamento de Policía de Norwalk también felicita a los transeúntes que llevaron a ambas personas a la costa y brindaron ayuda. 

“El desafortunado incidente en el que Rodas-García y su esposa cayeron accidentalmente al agua ocurrió en un área que no es un área designada para nadar y donde no hay salvavidas de servicio”, dijo el lunes la portavoz de la ciudad, Michelle Woods Matthews. “Por lo general, esta es un área tranquila y apartada donde los bañistas van a sentarse y leer y está cerca de la señalización de la ciudad que indica que no hay socorristas de servicio en esta área”. 

El teniente Terry Blake dijo que la marea había comenzado a bajar en el momento del incidente, pero que no estaba al tanto de ningún otro problema, como una corriente de resaca. 

Maryellen Frank, residente de Norwalk, estaba en la playa cuando ocurrió el incidente e inicialmente pensó que la pareja estaba nadando y no angustiada. 

“Era un día ajetreado en la playa, muchos botes en el canal, gente en el agua, y hacia la tarde, vi a la mujer en el banco de arena y ella estaba agitando los brazos y parecía que el hombre estaba parado a su lado, dijo Frank. “Fue extraño, pero no estaba claro, y esa fue la parte difícil, la gente tardó unos minutos en darse cuenta de que había un problema. No se veía muy diferente de las personas que jugaban en el agua”. 

Frank, residente de Norwalk desde hace unos 30 años, dijo que vive cerca de la playa y es una ávida nadadora de aguas abiertas y bañista. Primero notó que algo andaba mal cuando escuchó a la esposa de Rodas-García gritar “ayude” o “ayuda” en español. 

“El hombre parecía estar de pie. Pude ver su cabeza y sombrero y en los 30 segundos que tardó en correr hacia el banco de arena, se hundió”, dijo Frank. “Dos jóvenes salieron corriendo, buenos nadadores, tratando de encontrarlo. Fue tan aterrador porque el agua parecía tranquila. Los nadadores que se sumergieron para localizar a Rodas-García lucharon durante varios minutos para encontrarlo debajo de la superficie, pero finalmente pudieron sacarlo del agua”, dijo Frank. 

Frank dijo que el oficial de policía asignado a la playa llegó rápidamente a las víctimas y el departamento de bomberos llegó pronto, pero la ambulancia tardó un poco más en llegar. 

“Pasó mucho tiempo antes de que llegara la ambulancia”, dijo Frank. “Fue tan trágico. Llevaba varios minutos sumergido. La gente estaba llegando al concierto en la playa, así que había muchos espectadores. El equipo de la ambulancia también trabajó en él durante algún tiempo, realizando intervenciones médicas, pero fue muy desafortunado”. 

Los bañistas, nadadores y personas que caminaban por la orilla se reunieron para ayudar, incluidas varias mujeres que consolaban a la esposa de Rodas-García, dijo Frank. 

“Todos en la playa estaban muy dispuestos a ayudar. La mujer en el agua nunca se había sumergido del todo. La gente en la playa le trajo toallas y la consoló. Alguien trajo un teléfono para que pudiera hacer una llamada”, “Fue un domingo feliz que se vuelve tan oscuro”, dijo Frank. 

Luis Mario Rodas, en una entrevista, expresó que su hermano tuvo cinco hijos adultos. su hermano creció en Colombia antes de venir a los Estados Unidos, donde trabajó como joyero. 

“Era un gran hermano, un buen hijo y una gran persona”, dijo su hermano. “Él nunca te dará una razón para pelear con él o estar molesto con él”.

Articulos Anteriores

vea aqui más clasificados

La caricatura de rein

Siguenos